Lunes 20 de Septiembre de 2021

  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

8 de febrero de 2015

Febrero pinta bien y el “finde” de Carnaval llenará las Sierras

Se prevé rozar el ciento por ciento de ocupación del 14 al 17. Para la segunda quincena del mes, ya se reducen las reservas.


“Febrero pinta bien, pero esos cuatro días del fin de semana largo de Carnaval serán a pleno. Ya tenemos desde hace más de una semana todo ocupado para esos días”, marcó Darío Ramatto, dueño de dos hoteles en Villa Carlos Paz. Muchos establecimientos auguran un lleno total en las Sierras entre el 14 y 17 de febrero, por los feriados de Carnaval. A la gente de vacaciones se sumarán los que saldrán de miniturismo.

Tras un enero que termina con más movimiento turístico que el que la mayoría esperaba ver, para febrero se percibe confianza en las Sierras de que también será mejor que los años anteriores, aunque varios puntos por debajo del mes que hoy termina. 

“Febrero viene bien, con reservas promedio del 65 por ciento para la primera quincena. Seguramente no tendrá la cantidad que dio enero pero confiamos, ya que el balance general del verano será muy positivo”, marcó Oscar Antonio, secretario de Turismo de Villa Carlos Paz. Opinó: “hacia el día 20 tiende a mermar siempre el movimiento, pero este verano nos están dando sorpresas todos los días. Y sabemos que marzo va a ser bueno también, mejor que los anteriores”, dijo. 

Desde la oficina de informes turísticos de Villa General Belgrano, indicaron que está reservado el 70 por ciento de las plazas de alojamiento para el fin de semana de Carnaval, aunque hay establecimientos con casi el 100. A la vez, la reserva para la primera quincena de febrero es del 67 por ciento promedio y cae al 54 para la segunda.

La impresión general es que habrá un buen movimiento hasta los feriados carnaval, con un pico muy alto en esos días, y luego una evidente reducción.

Ana Rothe, presidenta de la Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica de Calamuchita), opinó que “febrero nunca es lo mismo que enero, que este año fue muy bueno y parejo todo el mes, y para casi todos los establecimientos de alojamiento y gastronomía; en febrero cae un poco”. 

Más impresiones

Alejandro Kobelt, hotelero de Santa Rosa, señaló que tiene una reserva del 80 por ciento para el fin de semana de Carnaval, aunque espera rozar el 100. Mientras, para la primera quincena de febrero tiene reservas del 45 por ciento. “Después del 18 se cae bastante. Ese fin de semana largo parece que marca como un quiebre”, dijo.

Para el secretario de Turismo de Santa Rosa, Juan Costa, “para Carnaval hay muchas consultas y reservas y hay establecimientos sin lugar ya”. Consideró que tras un enero “muy bueno” febrero se perfila “bastante bien, hasta ese fin de semana largo que estará lleno”. Después, estimó que caerá el movimiento, considerando también la cercanía del inicio del año escolar, a principios de marzo.

Desde La Falda, Ricardo Abdemur, presidente de la Asociación Serrana de Hoteles, coincidió que “las reservas para Carnaval son elevadas” y estimó que para la dos primeras semanas de febrero un movimiento “algo mejor” que en los veranos anteriores. “Pero para dos últimas ya hay dudas, desde hace años que esas dos semanas no son tan de temporada alta”, marcó. 

En Traslasierra pintan un panorama similar. “Ese fin de semana extra largo está prácticamente ya completo”, afirmó Alejandro Taurassi, director de Turismo de Mina Clavero. A la vez, advirtió que el resto del mes las reservas decaen respecto de enero.

Su par de Villa Cura Brochero, Alberto Guzmán, afirmó: “Estamos cerrando un enero excelente, y el pronóstico al menos para la primera quincena de febrero es muy bueno, después baja un poco”. Según dijo, las reservas rozan el 80 por ciento para las dos primeras semanas en los establecimientos más categorizados y se reduce algo en los demás.

Lo que deja enero

Satisfacción. Para la mayoría de los operadores turísticos de las Sierras, hoy termina el mejor enero en varios años. La afluencia de turistas, según casi todos, superó la de los veranos anteriores. Además, enero empezó antes: los feriados de fines de diciembre anticiparon la temporada alta esta vez. “Como un enero de cinco semanas”, repiten hoteleros y secretarios de Turismo. 

Variantes. Si bien se preveía un intenso movimiento desde noviembre, por las reservas previas, había dudas por el nivel de gastos. Al menos en enero, la mayoría coincide en que los visitantes fueron menos gasoleros que en los últimos veranos. Otro dato: muchos dijeron observar que gente que solía vacacionar en el exterior este verano decidió hacer turismo interno.


 

COMPARTIR:

Comentarios