Sábado 13 de Julio de 2024

Hoy es Sábado 13 de Julio de 2024 y son las 10:53 -

3 de julio de 2024

En bici y sin escolta: la peculiar forma en la que Mark Rutte abandonó la casa de gobierno tras finalizar su mandato en los Países Bajos

El ex primer ministro se prepara para asumir un nuevo desafío: tomar el relevo de Jens Stoltenberg como secretario general de la OTAN. Le sucederá Dick Schoof, ex jefe de inteligencia neerlandés, quien juró al frente de un gobierno de coalición de derecha encargado de aplicar la política de inmigración más estricta que ha habido en el país

Así se fue el ex primer ministro de Países Bajor al finalizar su mandato/>
Así se fue el ex primer ministro de Países Bajor al finalizar su mandato

El ex primer ministro de los Países Bajos, Mark Rutte, se despidió de la casa de gobierno de una manera peculiar, retirándose en bicicleta tras 14 años de mandato. A las afueras del palacio, un grupo de personas se reunió para presenciar y filmar el momento en que Rutte, de 57 años y sin escolta, se alejó del lugar. Con una larga carrera política a sus espaldas, Rutte se prepara ahora para asumir un nuevo desafío: tomar el relevo de Jens Stoltenberg como secretario general de la OTAN en octubre. Desde su renuncia como jefe del Gobierno neerlandés en julio del año pasado, ha estado preparándose mentalmente para esta importante transición.

Nacido en La Haya, Rutte ha hecho de la “normalidad” su marca registrada durante los 14 años que ha encabezado cuatro gobiernos sucesivos en Países Bajos, bien lo saben los empleados de Grote Markt (gran plaza, en neerlandés), donde acudía a por su café; o el señor de la limpieza con el que se saludaba cada mañana. También lo saben sus alumnos de un instituto de La Haya, donde da clases desde 2010.

El
El ex primer ministro de los Países Bajos, Mark Rutte saliendo en bicicleta tras dejar su mandato

Cuando recibía visitas de líderes mundiales, como del francés Emmanuel Macron, la cena no era precisamente pomposa: Rutte llevaba a sus visitantes a un restaurante local, como su indonesio favorito, y los sentaba alrededor de una mesa humilde, en una esquina del local, sin lujos. Agarrando el manillar de su bici con una mano y comiendo una manzana con la otra, ha acostumbrado a los vecinos de La Haya a cruzarse con él pedaleando a su oficina, en el centro de la ciudad, desde su casa, situada en Benoordenhout, un barrio acomodado donde vive solo (no se le ha conocido nunca pareja) y desde hace décadas.

Se le ha visto al volante de su Saab destartalado, que conserva desde los noventa, pero la suya es seguramente la bici con más responsabilidades de Países Bajos: le ha trasladado a lo largo de la pandemia de reunión en reunión, la usó para ir al Parlamento a dar explicaciones, le llevó en enero de 2021 a presentar su dimisión ante el rey Guillermo Alejandro, y con ella iba a votar por su reelección como primer ministro. Y así se creó su sello de “Mr. Normal”, convirtiéndose en una debilidad para los neerlandeses de todas las ideologías, como lo recuerda en un artículo de despedida el diario neerlandés AD, que señala que Rutte cambiará las accesibles calles de La Haya, “donde todos teníamos posibilidades de toparnos con él”, por la agitada Bruselas, sede de la OTAN. El liberal planea seguir viviendo en su casa, y acudir a la capital belga para las reuniones.

Así
Así se fue el ex primer ministro de Países Bajor al finalizar su mandato

Pero sus 14 años de primer ministro también se recuerdan por su capacidad camaleónica de adaptarse a paisajes complejos y salir ileso de los escándalos. “Hubo cosas que salieron bien, hubo cosas que no tanto. De lo que estoy contento es que nuestra economía es muy fuerte ahora. Lo he dado todo: corazón, alma, cuerpo y mente”, admitió el viernes pasado.

Rutte
Rutte se prepara ahora para asumir un nuevo desafío: tomar el relevo de Jens Stoltenberg como secretario general de la OTAN en octubre. (REUTERS/Yves Herman)

Sus problemas de “amnesia conveniente” también se hicieron virales estos años. Una de sus frases más recordadas la pronunció en abril de 2021, cuando se evidenció que había mentido al Parlamento al negar que la coalición quería deshacerse de un diputado crítico encontrándole una “posición en otro lugar” lejos de su escaño.

Dick Schoof, el funcionario de derecha radical que gobernará Países Bajos

También este martes, Dick Schoof, ex jefe de inteligencia neerlandés, fue investido como primer ministro de Países Bajos, al frente de un gobierno de coalición de derecha encargado de aplicar la política de inmigración “más estricta” que ha habido en el país.

Schoof asume el cargo más de siete meses después de la victoria electoral del dirigente de extrema derecha Geert Wilders, que renunció a convertirse en primer ministro después de que algunos partidos de la coalición gubernamental de derecha amenazaran con retirarle su apoyo debido a sus posiciones antislam y euroescépticas

El
El rey Guillermo Alejandro da la bienvenida al que será primer ministro de los Países Bajos, Dick Schoof, en el Palacio Noordeinde, en La Haya. (Patrick van Katwijk/REUTERS)

El nuevo primer ministro neerlandés es un veterano funcionario con décadas de experiencia al servicio público y ha ocupado cargos importantes, aunque nunca ha tenido que manejarse dentro de la política, ni tampoco era una figura pública, hasta su nombramiento como jefe de un gabinete formado únicamente por políticos de la derecha del espectro.

Es una situación excepcional para Países Bajos: un primer ministro suele tener experiencia en el Parlamento, una carrera en un partido, haber participado campañas y ganado comicios, y su nombre ya suena entre los ciudadanos, pero pocos sabían quién era Schoof hasta hace un par de semanas, y la sociedad sigue sin detectar sus ideas, ni qué autoridad tiene sin un partido detrás.

Tampoco se sabe cómo se manejará en Bruselas sin tener una “familia europea”, como sí ocurría con su predecesor liberal Mark Rutte, por lo que tendrá que basarse en su autoridad personal, incluido cuando quiera defender la “cláusula de excepción” que recoge el pacto de gobierno para sacar a Países Bajos de las políticas comunitarias en temas migratorios o agrarios.

El
El líder de la ultraderecha neerlandesa, Geert Wilders. EFE/ Imane Rachidi

Schoof presentó el martes a sus ministros ante el rey de Países Bajos, Guillermo Alejandro, en el palacio real de La Haya. Cada uno de ellos prestó juramento ante el soberano y la Constitución.

“Estoy muy impaciente por empezar a trabajar como primer ministro”, escribió Schoof en la red social X.

“Por un Países Bajos seguro y justo, con seguridad social para todos. Control de las migraciones, diálogo, elecciones claras. Pueden contar conmigo”, añadió.

El nuevo primer ministro necesitará contar con toda su experiencia en agencias gubernamentales para mantener una coalición frágil.

Según un sondeo de Ipsos publicado el martes, el gobierno cuenta con la confianza del 42% de la opinión pública, frente a un 29% en septiembre de 2022.

El recién investido primer ministro dijo estar “decidido” a aplicar los planes de esta coalición, que pretende instaurar “la política de admisión en materia de asilo más estricta que se ha realizado nunca” y un paquete de medidas “para controlar la migración”.

El giro a la derecha de Países Bajos sigue la estela del auge de los partidos de ultraderecha en varios países europeos, como en Francia, donde la formación Agrupación Nacional (RN) quedó en primera posición en la primera vuelta de las elecciones legislativas del domingo.

(Con información de EFE y AFP)

Guardar

Nuevo

COMPARTIR:

Comentarios