Jueves 9 de Diciembre de 2021

15 de noviembre de 2021

Elecciones 2021: Córdoba le dio al Gobierno el peor resultado de todo el país

Juez y De Loredo concretaron un triunfo histórico y se llevaron ocho bancas. Hacemos por Córdoba obtuvo un resultado que no se condice con el esfuerzo de Schiaretti.

El Gobierno de Alberto Fernández se anotó una derrota rotunda a nivel legislativo y padeció en Córdoba el peor resultado del país.

Aunque también salió tercero en otras provincias, en ningún otro distrito sacó apenas el 10,5 por ciento de los votos. Esa fue la magra cosecha que obtuvo en Córdoba, y el hecho de que Martín Gill accediera a una banca de diputado puede interpretarse como un verdadero milagro en ese escenario.

El mazazo cordobés ratificó el acérrimo antikirchnerismo mediterráneo y evidenció otro hecho contundente: la elección excepcional que concretaron Luis Juez y Rodrigo de Loredo, que capitalizaron para Juntos por el Cambio la porción mayoritaria de ese rechazo al Gobierno y se anotaron un resultado histórico.

 

El 54 por ciento que lograron sólo registra un antecedente desde 1983 en Córdoba: ese año, la UCR obtuvo el 55 por ciento en la elección de diputados nacionales de la reapertura democrática. Juntos por el Cambio se impuso en 22 de los 26 departamentos de la provincia y arrasó en la ciudad de Córdoba, donde sacó 20 por ciento más de votos que en las Paso.

Juez y De Loredo aportaron desde la provincia de Córdoba el segundo mejor resultado que Juntos por el Cambio obtuvo en todo el país después del récord que anotó la lista del correntino Gustavo Valdés.

Superaron en Córdoba el millón de votos y sumaron casi 200 mil desde las Paso. Además, consolidaron sin fisuras todo el voto radical: los resultados que obtuvieron las listas encabezadas por Juez y De Loredo fueron casi idénticos. En ambos casos, resultaron abrumadores.

La dupla triunfal celebró con una medida distribución de protagonismo y una ratificación de unidad, en pos del objetivo prioritario de la oposición cordobesa: consolidar un liderazgo que le permita a Juntos por el Cambio disputar el poder provincial en 2023.

Quedó claro que anoche comenzó esa tarea para la coalición opositora y que en la línea de largada están Juez y De Loredo. Para constatar la prometida unidad habrá que esperar dos años.

Lejos de las expectativas

Hacemos por Córdoba contribuyó al mazazo que recibió el Gobierno nacional. El peronismo de Juan Schiaretti logró el 25 por ciento de los votos y con esto recuperó para Alejandra Vigo esa banca del Senado que Carlos Caserio había aportado al kirchnerismo hace dos años, pero perdió un diputado en un momento en que revalidar el poder en el Congreso era clave para el futuro político que intenta construirse Schiaretti a nivel nacional.

El resultado que obtuvo el oficialismo provincial quedó lejos de sus aspiraciones. Ese 25 por ciento no se condice con la magnitud de la apuesta que en persona asumió el gobernador desde las Paso.

Semejante esfuerzo del Gobierno de Córdoba casi no movió la aguja del porcentaje de votos. Y la distancia que le sacó Juntos por el Cambio creció desmesuradamente, hasta aproximarse a los 30 puntos. Esa es la mayor brecha entre el primero y el segundo puesto en una elección legislativa desde 1983.

La diferencia entre lo buscado y lo obtenido fue todavía mayor en la ciudad de Córdoba. El intendente Martín Llaryora –principal candidato a la sucesión provincial de Hacemos por Córdoba– apostó mucho desde las Paso, el municipio aceleró al extremo en materia de gestión... y el oficialismo obtuvo lo mismo en la Capital.

No era esa la circunstancia que Schiaretti imaginaba para el mensaje que tenía en mente. Pero igual pronunció ese discurso de apetencias nacionales: celebró la recuperación de la banca en el Senado, vaticinó que el voto de Alejandra Vigo será estratégico frente a un Gobierno sin cuórum y prometió construir con sus tres diputados un interbloque que sume nuevos miembros ante el “empate de debilidades” del Frente de Todos y de Juntos por el Cambio.

También reiteró que en 2023 el país debe ser gobernado por una fuerza federal, y anticipó que de inmediato buscará respaldo legislativo para la baja de las retenciones y el reparto equitativo de los subsidios nacionales. Ni el resultado ni los ánimos se condecían este domingo con el tono desafiante de ese mensaje.

Más de un millón de votos. Juez y De Loredo sumaron casi 200 mil votos desde las Paso. Con contundencia demostraron que los cordobeses vieron en esa opción política la vía para oponerse al Gobierno nacional.

Información: https://www.lavoz.com.ar/politica/elecciones-2021-cordoba-le-dio-al-gobierno-el-peor-resultado-de-todo-el-pais/

COMPARTIR:

Comentarios